viernes, 11 de mayo de 2007

1ª Entrega De Los Premios Sessa!!!


Ante todo el jurado quiere dejar en claro que desconoce cual será la frecuencia de entrega del galardón, dado que su inspiración es una acción repentina imposible de anticipar.
***PREMIO SESSA DE BRONCE (Aka Taponazo En La Rodilla) "La Cornisa": Merecedor de esta distinción el bueno de Luis Miguel Majul, algún destacado de la producción o tal vez un simple meritorio, vaya a saber quién fue el iluminado que en la entrevista a Samid tuvo la genial idea de poner en el videograph "Samid en carne viva"
***PREMIO SESSA DE PLATA (Aka Taponazo En El Pecho) "Producción De Gran Hermano 2007": La distinción les llega por miserables, tacaños y canutos; los premios que entregaron a los finalistas, todos de canje obvio, resultan lamentables para gente que estuvo 4 meses encerrada; cuando vì el ciclomotor (que lo vendían como moto) me acorde de un programa en el que estaba Berugo Caràmbula y la gente que podía elegir los premios siempre pedía: "Un aire puro", "una juguera","un juego de toallas". Con lo que vale la publicidad en televisión si querían a Volkswagen le sacaban un par de autos mas y darle 100.000 pesos al ganador cuando solo en la final hubo mas de 3.000.000 de votos, me remite a aquella frase de la cocinera y filósofa Ileana Calabrò "La querè toda para vo'"
***PREMIO SESSA DE ORO (Aka Taponazo En Los Ojos) "Show Match": Ganadores Marcelo Tinelli y su clan quienes sacaron a Maradona de su internación para ver si podían competir con la final de "Gran Hermano", no solo perdieron sino que expusieron a Diego al ridículo, lo mostraron sedado, parecía hecho bolsa , encima nadie le avisó que tenía un saludo de Messi y Diegote lo mató al pibe que comparte la publicidad con Pancho Ibañez; resumiendo: un verdadero taponazo en los ojos, coronado con un malambo en las pelotas!!!!!!

1 comentario:

Un critico especializado dijo...

Nadie merecia el premio como Marce,como siempre insuperable en todo lo que hace (negativamente hablando claro),debio llevarse los tres pero reconozcamos que los otros tambien merecian algo